¿Bañera o ducha? Pros y contras a tener en cuenta para la nueva reforma de tu cuarto de baño.

¿Bañera o ducha? Pros y contras a tener en cuenta para la nueva reforma de tu cuarto de baño.

Cualquier tipo de reforma que hagamos en casa supone una miríada de dudas: colores, materiales, complementos, detalles… Pero cuando se trata de la reforma del o de los cuartos de baño, siempre hay una pregunta que destaca por encima del resto: ¿Bañera o plato de ducha? 

El cuarto de baño no debería ser considerado únicamente como un espacio funcional, sino que debería convertirse en un santuario de relax en el que podamos disfrutar de un rato de tranquilidad siempre que lo necesitemos. De ahí la importancia de determinar qué va más con nosotros: si un baño con bañera, con ducha… o ambos. 

¿Eres de baño o de ducha? Ventajas y desventajas de elegir una u otra opción.

Antes de tomar cualquier tipo de decisión a la hora de reformar tu cuarto de baño, es conveniente repasar las ventajas de un plato de ducha y las de una bañera; esto nos dará una idea sobre lo que más se adapta a nuestro tipo de vida y a nuestras necesidades: 

Las ventajas de las duchas son: 

  • El ahorro de tiempo: ducharse es mucho más rápido que darse un baño, lo que nos permite salvar unos preciados minutos que podremos invertir con amigos o la familia. 
  • Es la opción más ecológica: es obvio que una ducha corta gasta muchísima menos agua que un relajante baño. 
  • Funcionalidad y espacio: la gran variedad de platos de ducha y los diversos tamaños existentes hacen que esta sea una opción muy versátil y apropiada para cualquier espacio, sea grande o pequeño. 
  • Es más segura: sobre todo cuando hay personas con movilidad reducida o ancianos en casa. Un plato de ducha antideslizante a ras del suelo combinado con barras de den apoyo es lo ideal en estos casos. 
  • Movilidad: al igual que sucede en el punto anterior, la ducha es mucho más cómoda para personas con problemas de movilidad.  

Por otro lado, las ventajas de una bañera son: 

  • Permite momentos únicos de relax, a solas o en pareja: sales de baño, bombas de baño, aceites aromáticos, pétalos de rosa, música, un libro y una copa de vino… Cualquiera de estos elementos convertirá en especial ese baño relajante que todos necesitamos de vez en cuando. 
  • Espacio de juego para niños: si tienes hijos, seguro que disfrutarán mucho más de la hora del baño si pueden jugar y divertirse mientras están en el agua calentita. ¡Una gran forma de entretenerlos! 
  • La mejor ayuda para emergencias: si hay que lavar a la mascota de la casa, cualquier elemento demasiado grande para los lavabos o, simplemente, hay un problema con el suministro de agua y necesitas almacenar un poco, ¡la bañera te sirve para todo eso y más!

Reforma tu cuarto de baño sin renunciar a nada

Si conociendo las ventajas de ambas opciones sigues sin poder decidir, ¡no te preocupes! En los showrooms de decoración y cuartos de baño siempre suele haber opciones que combinan duchas y bañeras, aprovechando al máximo el espacio y proporcionándote la mejor solución para cada momento. 

Es cierto que se observa una clara tendencia a incorporar ambas, ducha y bañera, en los cuartos de baños actuales, sean del tamaño que sean. Además, existen otras tendencias de decoración para cuartos de baño que, combinadas para darle tu toque personal, harán de este espacio tu zona favorita de la casa; aquí tienes algunas pinceladas:  

  • Los acabados en madera. 
  • La piedra natural y el mármol veteado en blanco y negro.
  • Los detalles en negro y dorado.
  • Azulejos con formas geométricas. Si además combinas acabamos mates y esmaltados del mismo modelo, ¡mejor!
  • Los espejos redondos, aunque también son tendencia los espejos únicos y llamativos, ya sean de estilo victoriano, moderno o rústicos.
  • Los baños abiertos al dormitorio.
  • Las bañeras con líneas actuales y puras.
  • La reinvención del estilo industrial, con tuberías y apliques al aire en dorado.
  • El cemento y el yeso, pero en su versión más refinada. Si la combinas con maderas, ¡aún mejor!
  • Los tonos neutros, como las escalas de grises y arenas, en combinación con el tono de la temporada: el living coral.

Al final, no importa si al final, a la hora de reformar tu baño, te decantas por una ducha, una bañera o si eres un inconformista que lo quiere todo: ten en cuenta que cada opción define una forma de entender la vida. Las duchas son prácticas, funcionales y perfectas para un estilo ejecutivo, mientras que las bañeras son más relajadas, bohemias y contemplativas. 

Seas como seas, no descartes una de las opciones radicalmente sin haberlo pensado bien, ¡o puede que te arrepientas! 

Pedro Peña - Interior Design
Pedro Peña Design

El equipo de profesionales, expertos en decoración de interiores y design, de Pedro Peña.